correr con carrito bebe - isaf

¿Cómo salir a correr con el carrito de bebé?

¿Estás acostumbrado o acostumbrada a salir a correr a menudo, pero ahora tienes un bebé y no sabes cuándo ni cómo hacerlo? Desde ISAF, nuestro centro de formación deportiva, te damos una buena noticia: puedes salir a correr con el carrito de bebé.

Pero, ¿cuándo puedo hacerlo?

No es recomendable salir a correr con carrito de bebé cuando éste es recién nacido. Lo recomendable es esperar unos meses puesto que al principio el bebé necesitará reposo. Una vez pasados los primeros meses, si quieres correr con bebé presta atención a nuestro artículo.

Consejos para correr con tu bebé

¿Te preguntas cómo puedes salir a correr con tu bebé? Si quieres correr con tu bebé sigue estos consejos: ajustar la altura del manillar, mantener los pies alineados, no realizar esfuerzos de más, llevar agua para ti y para tu bebé y llevar algún juguete.

Lo detallamos a continuación:

  1. Ajusta la altura del manillar: si acabas de dar a luz seguro que tu musculatura está más debilitada, por lo que es recomendable que coloques el manillar de forma que puedas apoyar los brazos en él. No obstante, esto puede cargar tus lumbares así que ten cuidado y acerca el carro de tu bebé todo lo que puedas.
  2. Mantén los pies alineados: es muy importante que los pies se mantengan alineados y en paralelo para no sobrecargar los abductores. Intenta mantener esta posición en todo momento, incluso cuando te encuentres subiendo las pendientes. Esta posición, además, te ayudará a evitar lesiones.
  3. No realices esfuerzos de más: aunque estés acostumbrado o acostumbrada a correr seguro que nunca has salido a correr con un bebé. Por ello, debes hacerlo con calma y no realizar demasiados esfuerzos. Estos deben ser progresivos.
  4. Agua para ti y para tu bebé: recuerda que siempre debes salir a correr con tu bebé con agua para los dos. Los bebés necesitan hidratarse y es fundamental que tengan a su disposición agua cuando la necesitan.
  5. No te olvides de los juguetes: recuerda llevar juguetes para que el bebé se distraiga mientras corréis juntos. Es la mejor forma para evitar que te interrumpa en tu entrenamiento de recuperación.

Ahora que ya conoces estos cinco consejos para salir a correr con tu bebé… ¡ponte manos a la obra!

Seguro que el ejercicio te ayuda a ponerte en forma y además, ayuda a tu peque a adquirir buenos hábitos de vida desde bien pequeño, observando a sus padres.

Por último, recuerda que el ejercicio es beneficioso para todos los momentos de tu vida. No obstante, tras un embarazo es, si cabe, más importante.

Y si lo prefieres, siempre puedes contactar con un entrenador personal para que este te ayude a realizar ejercicios con tu bebé, para que tu recuperación sea más rápida y, sobre todo, para evitar lesiones en los entrenamientos.

Si quieres conocer más beneficios del entrenamiento personal te recomendamos la lectura del artículo “Beneficios del entrenamiento personal”.

No Comments

Post A Comment